miércoles

cuanto más nos conocemos, más corazas atravezamos.
 Poco a poco vamos librándonos de nuestras capas, nuestros escudos y así dejamos translucir nuestras verguenzas más profundas, nuestros temores, nuestras bajesas, nuestros defectos
nuestros defectos



y es ahí cuando llegamos a un punto tal en el que hemos colado tan hondo en el otro, que lo sabemos y lo sabemos de verdad.
nos sabemos

y cuanto más y más conozco sus defectos, que bien podrían ser meras cualidades o hasta virtudes, es cuando más quiero, mas banco, mas elijo a ese alguien, conviertiéndose así, en uno de mis Seres Especiales

y es cuando siento este lazo verdadero, único, sincero, increible e irrompible, que construimos de a dos, y que ya no tenemos más que explicar, sino simplemente dejarnos ser en compañía.

2 comentarios:

Coraline dijo...

es genial llegar a ese punto con una persona :) disfrútalo!

ciego de tierra dijo...

Ese punto es EL punto...
un abrazo enorme